Carta de EPQQ al ayuntamiento ante la situación de los Trabajadores deportivos de SIMA

El próximo 31 de mayo, ese ayuntamiento pretende poner en la calle a DOS de cada TRES de los profesores y técnicos deportivos que dan clase, algunos desde hace muchos años, a nuestros hijos, a nosotros y a nuestros mayores. Un total de 55 trabajadores municipales, servidores públicos que han contribuido con eficacia y profesionalidad a conseguir premios para nuestro pueblo, como los otorgados por la comunidad de Madrid, los dos premios nacionales del deporte y otros muchos de reconocimiento internacional, como el Galardón de Ciudad Europea del Deporte.

 

Como ciudadana/os que disfrutamos de sus servicios y vemos peligrar la continuidad de los mismos les preguntamos ¿Desentenderse de los protagonistas de tanto éxito es la forma de reconocer la calidad de los servicios prestados y que la ciudadanía agradece?.

 

 

La razón que esgrime el equipo de gobierno para reconocer con su liquidación un trabajo BIEN HECHO es, unas veces supuestamente legal: “imposibilidad de prórroga según la Ley de Contratos”, lo que NO es cierto (ver RDL 8/2020) como su asesoría jurídica debería saber y, otras, por imposibilidad física o técnica: “las instalaciones estás cerradas”, una situación que se sabe transitoria y es de inminente superación (fase 1) que, además, cuenta con alternativa muy recomendable como es la práctica deportiva en espacios abiertos, más segura y motivadora.

Pero ni una ni otra. La realidad que subyace a esta decisión que a NADIE convence es que por escasa diligencia gubernativa el pliego de condiciones regulador de una nueva contratación, que debía estar en febrero, NO SE HA PUBLICADO. Los efectos de esta incompetencia NO deben pagarlos quiénes prestan un servicio público en condiciones, como son los monitores deportivos, sino quien NO lo presta.

Es por ello que, en nuestra calidad de usuaria/os de esos servicios bien impartidos y administrada/os, exigimos al gobierno municipal el mantenimiento de esos puestos de trabajo en las condiciones que se les aseguraba antes de la pandemia, prometidas y aceptadas por todos los grupos, en tanto se demora (por su única responsabilidad) la publicación de las bases de un nuevo proceso y se resuelve el mismo con subrogación de estos monitores acreditados por la experiencia, lo que se espera se haga en base al INTERÉS GENERAL (mayor estabilidad del servicio).

Porque queremos un gobierno proactivo y capaz, y en la confianza de que ese Ayuntamiento tendrá en cuenta las observaciones de los vecinos y vecinas y obrará en consecuencia, esperamos una respuesta que resuelva, en la dirección señalada, las inquietudes expresadas.

Atentamente:

 

Asociación Vecinal EL PUEBLO QUE QUEREMOS No De registro 35.626